Baño de Bosque: Los cinco caminos para conectar con la Naturaleza

Después de la crisis sanitaria que estamos viviendo, muchas de nuestras prácticas sociales cambiarán. Los hábitos sociales, el consumo, el ocio y la movilidad deberán reinventarse, y a partir de una reflexión social conjunta, muchas de las nuevas formas se alinearán con el sostenimiento de una relación más sana con el medio ambiente.
Las situaciones vividas nos han dejado algunas certezas: una es la de nuestra propia fragilidad y la del mismo sistema, tal como lo habíamos conocido hasta ahora. Entre las conclusiones urgentes está la de restablecer nuevos modelos de relación con el entorno natural y de re-aprender a estar en los espacios naturales como una especie entre otras especies Aprendiendo de plantas y animales, y aprovechando sin dañar ni consumir las potencialidades de la naturaleza, para sanarnos física y socialmente.
Después de meses de estar frente a las pequeñas y grandes pantallas, nuestra vista necesita horizontes amplios a los que nuestros ojos vuelvan a acostumbrarse, nuestro sistema locomotor necesita desentumecerse y nuestra mente, sobrecargada de estímulos negativos, necesita desconectar de los miedos y las ansiedades con las que la hiperconectividad nos ha obsequiado.

Baso Beltz Urkiola


En esta situación, los baños de bosque nos brindan una posibilidad sanadora, de bienestar y de reducción del estrés sin olvidar los beneficios que sobre el sistema inmunológico tienen los monoterpenos: sustancias volátiles emitidas por los árboles.
Los cinco caminos de conexión con la Naturaleza nos ofrecen una ruta que va más allá de la utilidad y el control, más allá del conocimiento y la clasificación. Una nueva relación con la Naturaleza, más cercana, más saludable y más sostenible.

Estos son los cinco senderos:

El de los sentidos: que nos permiten sintonizar con la Naturaleza a través de la vista, el oído, el olfato, el tacto, el gusto, la intuición.
El de las emociones: sentirnos vivos a través de las emociones que la naturaleza nos depara.
El de la belleza: percibir la belleza en la naturaleza.
El del significado: la naturaleza otorga significado a nuestras vidas y nos muestra el camino de la recuperación.
El de la compasión: el camino de la empatía con la tierra y con todos los seres y el compromiso en su defensa.


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s